INTIMIDAD

Palabras a golpes de fuego.
Sensaciones que explotan por emerger.
Opresión en el pecho por sentir.
Lo bueno y lo malo de ser yo.

jueves, 2 de julio de 2009

Jivan Gasparyan



Hace unos quince días descubrí esta mágica música armenia tocada con su instrumento típico, el duduk. Hoy descubro uno de sus mayores intérpretes y no puedo menos que compartirlo. Me parece tan maravillosa que espero que todo el que la oiga la disfrute como yo, aunque reconozco que es melancólica al máximo y que apetecería más escucharla y oirla en una tarde fria de invierno.

1 comentario:

José Ignacio dijo...

MI hijo mayor tubo ocasión de visitar Armenia y le fascinaron sus templos , costumbres y tuvo la ocasión de bañarse en un lago en dehielo mientras disfrutaba de una fiesta nómada.
Me ha encantado la fuerza de la composición
Besos

Regalos que recibo