INTIMIDAD

Palabras a golpes de fuego.
Sensaciones que explotan por emerger.
Opresión en el pecho por sentir.
Lo bueno y lo malo de ser yo.

sábado, 28 de marzo de 2009

Cancelación de proyecto MERCADILLO SOLIDARIO




Estoy aquí, en mi ordenador, intentando plasmar qué es lo que me ha llevado a la decisión de cancelar el mercadillo solidario.

Y voy a ser muy sincera y muy clara.

Han habido dos motivos fundamentales: uno personal y el otro analítico.


Personal:

Cuando colgué en estas páginas mi intención de realizar este proyecto, tan solo lo hice como tanteo para comprobar la disposición de la gente y las críticas o aportaciones que cada un@ me pudiera facilitar. Al ver la respuesta, poco a poco me iba cada vez más animando. Hasta que empecé a moverme para realizarlo.

Pero... En esos ciclos vitales que cada uno conoce en su vida hay unos de actividad y otros de quietud. En estos últimos tiempos siento que yo estoy entrando en uno de quietud, de tranquilidad y soledad. Ante el compromiso que me estaba echando a las espaldas, mi ansiedad empezó a crecer. Habían cosas en mí que me delataban las resistencias internas a avanzar, a tirar adelante. Éste no era el mejor momento para dirigir ni llevar a cabo proyecto de tal envergadura. Ese es uno de los motivos que me hizo replantear las cosas desde otra perspectiva.


Análisis:

A medida que han ido pasando los días e iba comentando con gente de mi entorno y de otros entornos mi proyecto, había un comentario que aparecia de forma recurrente. Todo el mundo que me había dado su apoyo en la colaboración del evento me decían: "bien, ya iré recopilando todo lo que pueda para aportarlo al mercadillo", pero habían algunas personas que me decían: "y.. ¿quien, hoy en día, está interesado en comprar cosas de segunda mano que la mayoría de las veces no necesitamos? Al precio que hoy se pueden encontrar todas las cosas, tanto en mercados semanales de las poblaciones, o en los chinos...." Y ello mi hizo reflexionar. Encontré que esos razonamientos eras correctos. Que la gente que me había ofrecido su apoyo era para aportar cosas, pero no sé en qué medida habría gente interesada, o que lo difundiera suficientemente, en venir a comprar.


Ambos análisis me han hecho recapitular. Ni estoy en condiciones de tirarlo adelante ni creo que el beneficio que se consiguiera con él sería proporcional con toda la movida que hay que hacer para montarlo.


Bien, dicho ésto, lo que si voy a hacer es buscar alguna asociación que desee recibir todo el material que hasta ahora había recogido (casi de la basura) (principalmente ropa) y todo lo que yo tengo para aportar. Por lo tanto, si alguien quiere deshacerse de algo que está en buen estado y no sabe donde entregarlo, puede ponerse en contacto conmigo y yo haría la entrega o pondría en contacto con quien fuera necesario para ello.


Doy las gracias a todas las personas que se han interesado por este mi sueño.

Doy las gracias por el apoyo que me han ofrecido.

Doy las gracias por el seguimiento y las palabras de aliento.

Y pido perdón por, al final, dejarlo en que tan solo sea un sueño.

3 comentarios:

Kaos dijo...

Lo has intentado, has visualizado la idea y tras iniciar los pasos has visto que no era el momento adecuado y/o que aún no había madurado.

Sientete feliz de crear, de idear, de mover el cerebro buscando respuestas. Al menos yo estoy orgulloso de ti.

José Ignacio dijo...

Sin sueños no existiría la humanidad. Tu has hecho tu parte el sueño sigue.........
Bsos,.

- assumpta - dijo...

Quizàs este no era el momento adecuado, pero esto no le resta ni un àpice de brillantez a este proyecto.
Siéntete feliz por tener sueños, hoy a lo mejor no se ha podido cumplir pero el mañana seguirá dándote una oportunidad para este y para todos los sueños que desees alcanzar.
Personalmente, te felicito una vez más por esta iniciativa!
Un beso.

Regalos que recibo